Ensaladilla con gambas



Hoy os proponemos una ensaladilla con gambas. Podemos decir que partimos de una ensaladilla rusa, en la que sustituimos algunos de sus ingredientes por unas gambas.

En este caso ofrecemos dos formas de presentarla según la sirvamos como entrante o como aperitivo. En el primer caso lo hacemos sobre una base de ensalada y en el segundo, la acompañamos de un vasito del caldo obtenido de las cabezas y cáscaras de las gambas.

En ambos casos hemos puesto la zanahoria cruda porque no gusta ese punto crujiente que aporta. Con respecto a la mayonesa, hemos utilizado una industrial porque sabíamos que nos iba a sobrar para otro día. Si la vais a consumir en el momento, y siempre teniendo las precauciones correspondientes para la realización de salsas, podéis hacer una mayonesa casera, que seguro que os quedará más rica.


Ingredientes:
  • 500 gr. de patatas.
  • 50 gr. de guisantes.
  • 350 gr. de gambas.
  • 1/2 zanahoria.
  • 3 huevos.
  • 250 gr. de mayonesa.
  • Aceite de oliva virgen extra.

Elaboración:

Pelar las gambas, reservar los cuerpos por un lado y las cabezas y cáscaras por otro.

Poner un poco de agua al fuego, cuando comience a hervir echar los cuerpos de las gambas. En el momento que comience a hervir de nuevo, apagar el fuego, sacar las gambas y poner en un recipiente con un poco de agua con hielo. Cuando estén totalmente frías, sacar y dejar escurrir bien. Reservar tanto el agua de cocer las gambas como la que hemos utilizado para enfriarlas.

Poner en una cazuela un chorrito de aceite y cuando esté caliente incorporar las cabezas y cáscaras de las gambas. Saltear hasta que tengan un color bien naranja. Echar un chorrito de brandy y flambear hasta que se evapore el alcohol. Añadir el aguan que habíamos reservado de cocer y enfriar las gambas. Dejar cocer durante unos 15 minutos a fuego suave.

Verter sobre un colador chino y aplastar las cabezas con la maza del mortero para sacar todos los jugos. Reservar el caldo obtenido.

Este caldo lo podemos utilizar para tomarlo así, hacer un arroz u otras muchas elaboraciones. Yo como os he dicho antes, lo he servido a modo de chupito como acompañamiento a un aperitivo de ensaladilla.

Pelar las patatas, lavarlas y cortarlas en cuadraditos pequeños. Cocer en agua ligeramente salada. Una vez que cocidas dejar escurrir y enfriar lo más rápido posible para parar la cocción

Si los guisantes son congelados, poner un poco de agua al fuego y cuando comience a hervir echar los guisantes y cocer unos 10 minutos. Escurrir y enfriar.

Poner una cazuela al fuego con abundante agua salada y cuando comience a hervir, cocer los huevos durante 10-12 minutos. Cuando termine, refrescar en agua fría.

Pelar la zanahoria y cortarla en cuadraditos del mismo tamaño que la patata.

Reservar para adornar algunas gambas enteras y la yema y parte de la clara de uno de los huevos cocidos. Mezclar las gambas troceadas, los huevos picados, guisantes, patatas y zanahoria cruda, con la mayonesa.

Si la presentamos como primer plato, la podéis poner sobre unas hojas de ensalada. En el caso de hacerlo como aperitivo, acompañarla con un chupito tibio del caldo de las gambas.



Estos platos los podéis encontrar en Klimer.es

3 comentarios:

  1. Una ensaladilla de lujo y las alternativas de presentación ¡geniales!

    ResponderEliminar
  2. Qué platos más ricos tienes. ¿Qué hacíamos todo este tiempo sin conocer tu blog?. Muy mal. Nos tenemos que quedar por aquí ya para compensar el tiempo perdido! Que hay demasiadas cosas ricas =)
    Como blogger de momento nos da error para seguirte, te seguimos en bloglovin.
    Un besote y encantados de conocer tu blog^^

    ResponderEliminar
  3. Hola gracias por la deliciosa receta ..me gustaria saber para cuantas personas ...gracias

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Google Analytics Alternative