Pelar un tomate en 3 minutos


Hoy no traigo receta, os traigo un truco que utilizo en casa cuando quiero pelar uno o dos tomates.


En muchas recetas es conveniente pelar los tomates. Cuando hacemos gazpacho si queremos que nos quede una crema fina o los pelamos o al final lo pasamos por un chino. Es bastante desagradable, por lo menos para mí, encontrarme con trocitos de piel a beber un gazpacho. En algunos restaurantes me han puesto un gazpacho bueno de sabor pero con este problema, al final, han arruinado el plato.

Otras veces, como en un guiso, que no lo pasamos por la batidora, vemos como junto a la carne nos vamos encontrando los trozos de piel, que resulta igualmente desagradable. Por tanto, la mejor opción en estos casos es quitar la piel a los tomates antes de utilizarlos.

La mayoría ya conocéis que una buena forma para quitar la piel a los tomates es escaldarlos en agua hirviendo. Yo también lo hago cuando son muchos los tomates que quiero pelar, el problema es que cuando son pocos se tarda bastante sobre todo por el tiempo que tarda el agua en hervir.

Cuando lo que quiero pelar es uno o dos tomates, lo que suelo hacer es coger una taza grande, llenarla de agua y meterla al microondas para llevar el agua a ebullición. En el microondas se caliente el agua mucho más rápido que en la placa.

Mientras se calienta el agua, lavamos bien el tomate y por la parte contraria al pedúnculo hacemos un corte en forma de cruz.


Cuando el agua empiece a hervir, sacaremos la taza del microondas con cuidado de no quemarnos y ayudándonos de una cuchara introducimos el tomate en el agua, lo dejaremos ahí unos 30 o 40 segundos, dependerá del tamaño. Si lo dejamos poco tiempo, no saldrá la piel y si lo dejamos de más, junto a la piel saldrá parte de la carne del tomate. Con la práctica se le coge el punto, de todas formas es mejor pecar de poco, porque siempre podremos meter unos segundos más.


A continuación lo sacamos con la cuchara y lo refrescamos debajo de un chorro de agua fría.


Con un cuchillo empezamos a quitar la piel partiendo de la zona donde habíamos dado el corte. Veremos cómo sale sin dificultad ninguna, y si lo hemos tenido el tiempo justo, solo saldrá la piel.



Con un cuchillo también lo podemos pelar, pero veremos cómo quitamos algo más que piel. En el mercado vende unos pelapatatas con el filo dentado, que dan buenos resultados en vegetales de piel lisa como los tomates o los pimientos. El problema es que solo vale cuando el tomate tiene la piel tersa y muchas veces necesitamos los tomates maduros, para estos casos lo mejor es escaldarlos como hemos hecho anteriormente.

9 comentarios:

  1. Yo los escalfo al fuego con agua hirviendo, porque cuando lo hago lo hago para mucha cantidad pero cuando tenga que hacerlo para uno o dos, me anoto tu truco.

    ResponderEliminar
  2. Un truco que me viene a las mil maravillas.

    Besosssss

    ResponderEliminar
  3. Magnifico truco, yo cuando hago salmorejo o gazpacho es que necesito 6-7 tomates entonces también lo hago como Maria en una cazuela todos juntos, pero me lo apunto.

    Besotessssss.
    Javi.

    ResponderEliminar
  4. ¡Buen truco! Yo los metía en el micro en un plato con los cortes, pero la mayoría de las veces se me cocían. Probaré este sistema que parece que funciona a las mil maravillas!

    Un saludo,

    ResponderEliminar
  5. Para mí siempre era un problema pelar los tomates espero que ahora con tu truco lo sea menos, ¡gracias!

    ResponderEliminar
  6. Gracias a tod@s por leerme, lo importante es que tod@s compartamos nuestros conocimientos.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
Google Analytics Alternative